Pregunta a Candy
Volver al blog

Verduras de octubre: lista, propiedades e ideas

Verduras de octubre

La llegada del otoño cambia la faz del paisaje y también marca un cambio en nuestros ritmos: los días de lluvia aumentan, las temperaturas bajan y poco a poco se dispone de menos horas de luz. Sin embargo, esta temporada también trae consigo una gama de nuevos colores con los que la naturaleza se tiñe, embelleciendo nuestro entorno con cálidos tonos rojos y naranjas. Octubre es el mes en el que los primeros frutos de la temporada aparecen en nuestras mesas, enriqueciéndolas con sabores intensos y envolventes.

Veamos cuáles son las verduras, las hortalizas y las frutas típicas de octubre y algunos consejos para degustarlas al máximo.

¿Cuáles son las verduras de octubre?

Aunque las técnicas de cultivo en invernadero permiten disponer de cualquier fruta y hortaliza durante todo el año, la compra de productos de temporada aporta numerosas ventajas. En primer lugar, la adopción de este hábito nos garantiza consumir productos más frescos, procedentes del territorio nacional y, por tanto, no sujetos a largos viajes desde el extranjero ni a métodos de conservación que alteren el sabor o las propiedades organolépticas.

En segundo lugar, los productos fuera de temporada -por regla general- están sujetos a un recargo, ya que pasan por una cadena de producción más larga, por lo que la compra de productos de temporada nos permite ahorrar dinero. Por último, la compra de verduras típicas de temporada significa avanzar hacia una agricultura ecosostenible y respetuosa con la naturaleza, con el fin de reducir el impacto medioambiental y preservar la biodiversidad.

Veamos, pues, hacia qué alimentos orientar sus gastos en octubre:

• remolachas;

• acelgas;

• brócoli;

• zanahorias;

• coliflores;

• coles;

• alubias;

• hinojos;

• setas;

• endibias;

• puerros;

• radicchio (achicoria roja);

• nabos;

• chalote;

• apio;

• apionabo;

• espinacas;

• trufas;

• tupinambo;

• calabaza.

La hortaliza más representativa de octubre es sin duda la calabaza, un producto rico en vitaminas A, C y vitaminas del grupo B, y el símbolo indiscutible de la fiesta de Halloween. La calabaza se puede utilizar para hacer una amplia gama de platos, desde cremas a risottos de suave consistencia, pasando por pasteles rústicos y postres como plum cakes y muffins.

En esta época del año, el bosque libera de su tierra húmeda famosas variedades de setas, entre los que destaca el indiscutible rey de los micelios, la seta porcini, que se acompaña de rúsulas y morcillas. Además de las setas, a principios de otoño aparecen diferentes tipos de trufas blancas y negras. La col, las espinacas y el radicchio enriquecerán de nuevo nuestros platos, como guarnición o como ingredientes para la preparación de recetas sugerentes, como el risotto con radicchio, la tarta salada con requesón y espinacas o la sopa de col.

El tupinambo es otro de los grandes protagonistas del otoño. Esta preciada hortaliza -también conocida como alcachofa de Jerusalén o nabo alemán- aporta una excelente cantidad de potasio, sodio, magnesio, vitamina C y calcio. El tupinambo se puede utilizar de muchas maneras y es adecuado para su cocción en el horno, y para la creación de deliciosas patatas fritas, risottos, purés y cremas.

La fruta de octubre

El comienzo del otoño también marca la llegada de una nueva selección de frutas. En primer plano se encuentran las peras y las manzanas, ricas en sales minerales esenciales para el bienestar. Estas sabrosas frutas, además de ser excelentes tentempiés, se prestan para la preparación de dulces típicos, como tortas y strudel. Las castañas son otro de los productos que no hay que perderse en otoño, ingrediente principal de la tradicional torta de castañas y, asadas, excelentes para comerlas en los días fríos. El carrito de la compra de octubre también incluye kiwis, granadas, caquis, mandarinas y naranjas.

Verduras de octubre: ideas y recetas

La gran variedad de verduras que la naturaleza pone a disposición en octubre sólo ofrece la dificultad de la elección a la hora de cocinar. La temperatura más fresca favorece el consumo de platos calientes y envolventes, como sopas y cremas, para los que la calabaza, el tupinambo, la col y el puerro son especialmente adecuados.

Las setas y las trufas se combinan perfectamente con los primeros platos a base de pasta al huevo, permitiendo sabrosas combinaciones con otros productos de temporada, como los tallarines con porcini, calabaza y nueces, un plato que contiene todos los aromas más auténticos del otoño. La endibia, la achicoria y el puerro, ideales para servir gratinados al horno, garantizan el éxito de las guarniciones de sabor fuerte, ideales para acompañar selecciones de quesos y platos a base de carne.

Para preservar mejor las propiedades organolépticas de las verduras, es aconsejable utilizar el método de cocción al vapor, que permite crear recetas ligeras y altamente digeribles, sin el uso de aceite o mantequilla.

La espinaca, la zanahoria, la coliflor, el brócoli, el tupinambo y el hinojo al vapor liberan al máximo su sabor, manteniendo inalterada la aportación de sales minerales y vitaminas. Todas las recetas que requieren cocción al vapor se pueden hacer con los nuevos hornos Smart Steam, para llevar platos saludables a la mesa de una manera práctica y rápida.

23/10/18
Categorías: